BMW y Tesla trabajando en conjunto el diseño de carros eléctricos

Tesla y BMW están comprometidos a manufacturar modelos de lujo de autos eléctricos, lo que los coloca casi automáticamente como rivales. Pero recientemente, han surgido indicios de que en realidad se trata de una alianza.

El presidente de Tesla, Elon Musk, comentó a un periódico alemán que se habían iniciado conversaciones respecto a una posible colaboración con la marca BMW. El trabajo en conjunto podría incluir tecnologías energéticas, estaciones de carga y componentes de menor peso. Ambas empresas se habían reunido en junio, ya que se había anunciado que Tesla podría ofrecer el acceso a las patentes de tecnología eléctrica a los fabricantes de automóviles. Entre las patentes se encuentra el Super Cargador de corriente directa que ha hecho de los modelos Tesla, una fuerza a ser reconocida.

El BMW i3 es uno de los primeros carros que utilizan el Estándar de Carga Combinado, CCS por sus siglas en inglés. Este sistema es el que la mayoría de los fabricantes de automóviles eléctricos de Alemania y Estados Unidos se han comprometido a utilizar. Pero actualmente, hay muchas menos estaciones de carga CCS que estaciones Super Cargador de Tesla. Por esto, puede que BMW busque implementar el sistema eléctrico de Tesla para facilitarle el uso a los consumidores mientras Tesla obtendrá un nuevo aliado para llevar adelante el sistema de auto eléctrico con mayor fuerza.

El BMW i3 y el Tesla Modelo S son autos eléctricos de lujo, que aunque sean similares, tienen ciertas diferencias que valen la pena destacar. Por haber empezado desde cero sin poseer antecedentes de modelos con sistemas de combustión interna, Tesla ha podido enfocarse en el concepto del auto eléctrico como tal, para llegar al punto de relevancia en el que se encuentra en estos momentos. BMW en cambio, busca crear un auto eléctrico que pueda encajar con facilidad en el mercado actual de vehículos, el cual aún tiene una predominancia de combustibles fósiles.

El i3 fue diseñado para que demuestre un desempeño óptimo en grandes ciudades y en autopistas; esto es para intentar competir con los demás autos eléctricos que hay en el mercado. El Modelo S se creó para satisfacer la necesidad de un auto eléctrico eficiente, pero que a la vez llamase la atención del público.

Tesla quiere lanzar al mercado el Modelo 3 en el año 2017. El Modelo 3 será mucho más económico y pequeño, por lo cual el rango de alcance a los clientes aumentará de manera importante. En cambio, BMW busca producir el i5, una versión más grande y poderosa del auto eléctrico de la empresa alemana.

Pero se sabe que hay una empresa importante que quiere formar parte de las conversaciones. Según un reporte del Reino Unido, Nissan quiere integrarse en las negociaciones. Esto es un paso importante ya que Nissan ha construido y vendido más autos eléctricos que cualquier otra marca. La inclusión significaría que dos de los fabricantes de autos eléctricos más importantes del mundo, trabajarían a la par por el bien de la tecnología ecológica eléctrica.

En una entrevista, el presidente de Tesla comentó que la producción por parte de BMW de partes del auto a base de fibra de carbón reforzada le llamaba la atención y tenía su interés. También se ha estado hablando sobre una posible combinación respecto a tecnologías de batería y sus estaciones de carga.

Pero hace poco una representante de Tesla comentó que las discusiones eran enteramente informales. Aún no existen detalles claros sobre la colaboración de empresas; pero si se sabe que han mantenido contacto de manera periódica.

Tesla atrajo la atención por primera vez con la producción del modelo Tesla Roaster, el cual es el primer auténtico auto deportivo que utiliza electricidad. El otro vehículo de importancia para Tesla es el Modelo S, su sedán de lujo insignia.

La estrategia corporativa de Tesla se basa en utilizar ciclos de vida de diversos productos para entrar al mercado de compras de autos, con un modelo caro y sofisticado que está orientado a cierto tipo de compradores. Los productos han ido mejorando poco a poco, por lo que han logrado llegar a niveles de alta competencia en el mercado de valores.

Tesla posee tiendas abiertas o galerías en centros comerciales; pero no se pueden comprar los vehículos directamente de la tienda. Es necesario utilizar la página de Internet para hacer una orden por un vehículo Tesla. Las tiendas entonces permiten al comprador ver los modelos de primera mano antes de decidirse a comprarlo. La compañía se enfoca en vender directamente al consumidor. En la mayoría de los estados de EE.UU existen limitaciones o prohibiciones respecto a la venta directa de vehículos a consumidores. Aunque Tesla no posea concesionarios independientes, muchas asociaciones de concesionarios han presentado demandas en contra de Tesla Motors; para evitar que la compañía venda sus modelos en ciertos estados.